Saltar al contenido

5 lecciones de liderazgo de la carrera futbolística de Cristiano Ronaldo

La experiencia te hace entender que jugando en equipo y siendo solidario se alcanzan mayores objetivos

Ser el número uno del mundo en algo requiere un nivel de compromiso y coherencia tan serio que la mayoría de la gente se daría por vencida con solo mencionarlo. Tomemos, por ejemplo, la vida de Cristiano Ronaldo: el orgullo de Portugal y una persona que casi se ha convertido en sinónimo de fútbol en la actualidad. Se interesó por el deporte desde muy joven y entrenaba como si su vida dependiera de ello.

Ser bueno en el juego no era suficiente para él. Quería ser el mejor. Y estaba decidido a luchar contra cualquier cosa que se interpusiera en el camino de su sueño, ya fuera una enfermedad cardíaca acelerada, rechazos o tarjetas rojas. En la actualidad, es el único jugador europeo que tiene cinco Balones de Oro en su haber, un honor deportivo francés otorgado a los mejores futbolistas de todo el mundo. hoy ECTVPLAY Motivación celebra su legado enumerando cinco lecciones de liderazgo que nos enseña su carrera deportiva:

Perfecciona tu talento

Todos nacemos con ciertos talentos. Sin embargo, depende de nosotros descubrir en qué somos realmente buenos y, una vez que lo hacemos, mantener vivas esas habilidades con práctica y perseverancia. Cristiano Ronaldo, por ejemplo, se interesó por el fútbol desde muy joven. En lugar de sentarse y esperar a que el éxito en el deporte llegara a llamar a su puerta, decidió perseguir su pasión profesionalmente. No permitió que las opiniones de los demás obstaculizaran su sueño. Incluso cuando recibió críticas por un cabezazo contra el jugador de Portsmouth Richard Hughes durante el segundo partido de la temporada del Manchester United, cumplió con gracia la prohibición de tres partidos y se centró en hacer una gran remontada en el juego. Siempre dejaba que su talento hablara.

Los contratiempos son un trampolín hacia el éxito

Los contratiempos seguramente se presentarán en tu camino en la vida. Es la forma en que responda a ellos lo que determina si tendrá éxito o no. Cristiano Ronaldo, por ejemplo, experimentó un fracaso a una edad muy temprana. Fue expulsado de la escuela por haber arrojado una silla a su maestra. Cuando se le preguntó por qué lo hizo, Ronaldo dijo: «Me faltó el respeto». Su madre estuvo a su lado durante todo el proceso y le aconsejó que se concentrara en el fútbol. Luego, a los 15, le diagnosticaron una enfermedad cardíaca acelerada que le dificultaba seguir los deportes como carrera. En lugar de admitir la derrota, se sometió a una operación y volvió a entrenar inmediatamente después. ¡Hoy es uno de los mejores futbolistas del mundo! Su historia es nada menos que extraordinaria.

Manténgase un paso por delante de sus competidores

No es lo que haces lo que determina tu éxito, sino cuán diferente lo haces. Te enfrentarás a la competencia en todos los campos de la carrera. Para destacar, debes ser innovador y original. Cristiano Ronaldo, por ejemplo, siempre ha intentado superar a sus oponentes. Entrena de una manera que lo prepara para anotar un gol desde cualquier lugar de la mitad del otro equipo. Inicialmente, era un campeón en los step-overs. A medida que pasaba el tiempo, la gente se dio cuenta de sus puntos fuertes e intentó vencerlo en su propio juego. Antes de que pudieran hacer eso, comenzó a trabajar en otras habilidades que necesitaban mejorar. Se aseguró de que sus movimientos nunca fueran predecibles.

Honra a tu mentor

Cuando llegue a la cima del éxito, nunca olvide a los que le apoyaron en la línea de salida. Ronaldo ha logrado mucho en su carrera futbolística a lo largo de los años. Hoy en día, es uno de los mejores futbolistas del mundo con la friolera de cinco premios Ballon d’or en su haber. En lugar de dejar que todo se le suba a la cabeza, elige ser humilde y le da crédito a su primer entrenador, el señor Alex Ferguson, por enseñarme todo lo que sabe sobre el deporte. Aunque su relación sufrió una serie de altibajos, llamó a Ferguson su padre y la persona más influyente en su vida cuando se unió al Real Madrid.

Nunca dejes de aprender

Dos cosas te definen, dicen: tu paciencia cuando no tienes nada y tu actitud cuando lo tienes todo. Hoy, Cristiano Ronaldo tiene todo lo que uno puede pedir en la vida. Es rico, famoso y poderoso. Tiene cinco premios Ballon d’or en su haber, el más alto que haya recibido un jugador europeo. Es considerado el mejor futbolista del mundo, un título que muchos matarían por tener. Sin embargo, sigue siendo humilde y trabajador. Sigue desafiando sus niveles de condición física con nuevos ejercicios y, por lo tanto, mantiene esta posición durante los próximos años. No le basta con ser bueno en el juego. Quiere ser el mejor.