Saltar al contenido

5 Métodos De Atención Plena Para Ayudar A Desintoxicar Tu Cuerpo, Mente Y Espíritu

Aunque la primavera ha llegado y se ha ido, no hay razón para postergar tus necesidades de limpieza para la próxima temporada de floración.

De hecho, los rituales que se crean para curar tu cuerpo y tu mente deben convertirse en parte de tu estilo de vida, no en simples recetas de temporada que disfrutarías solo una vez al año.

Hola Querido Amigo!
Te invitamos a dar like para mantenernos conectados

Te mereces un sistema de reducción de estrés durante todo el año que te ayudará a disfrutar tu vida en un nivel completamente diferente.

Ciertas prácticas, como la atención plena, se han utilizado con éxito para respaldar este objetivo durante años, y cuanto antes se adopten la mentalidad preventiva en lugar de tratar los síntomas ya visibles, como la irritabilidad o la fatiga, mayores serán los beneficios que cosecharás.

Echemos un vistazo a algunos rituales de curación probados que prometen mimar tu cuerpo y tu alma en tu camino hacia la restauración y la curación de todos los efectos tóxicos del mundo moderno.

Regresa a la madre naturaleza para ayudar a desintoxicar tu cuerpo, mente y espíritu.

La vegetación, el aire fresco y la falta de ruido artificial son un remedio para todos nosotros.

Numerosos estudios han señalado una amplia gama de beneficios que vienen con pasar tiempo en la naturaleza de forma regular.

Desde reducir los niveles de estrés, equilibrar las hormonas hasta ayudarte a dormir mejor, la naturaleza es la respuesta.

Si estás harto de la jungla urbana, te cansas de la conmoción y anhelas un ambiente sereno, entonces un viaje a tu reserva natural cercana puede ser la opción correcta para tu cuerpo y tu alma.

Un enfoque aún mejor sería incluir más tiempo al aire libre en tu agenda diaria, incluso si eso significa aumentar ese tiempo solo en minutos.

Puedes comenzar a caminar al trabajo o ir en bicicleta, y programar más citas y reuniones al aire libre. Hazte la promesa de pasar más tiempo bajo el sol para que puedas recuperar tu energía.

Empezar a meditar

A menos que hayas vivido bajo una roca durante bastante tiempo, ya has escuchado mucho sobre la meditación y sus múltiples usos en la vida cotidiana. Es una excelente manera de desintoxicar tu cuerpo, mente y espíritu.

Pero, ¿has tratado de incorporarlo a tu vida?

Una vez que entiendas que no existe una forma incorrecta de meditar, si logras encontrar una posición o un movimiento en el que te sientas cómodo, puedes concentrarte en producir pensamientos positivos y calmar tus patrones de respiración.

Algunas personas meditan mientras trotan, mientras que otras prefieren hacerlo en completo silencio antes de irse a la cama.

Después de todo, puedes hacer ambas cosas o probar una variedad de formas diferentes de meditar hasta que encuentres la pareja adecuada para ti. Es una forma poderosa de mantener a raya el estrés, ya que la meditación tiene un gran impacto tanto en tu existencia física, emocional y psicológica.

Tratamientos revitalizantes.

Las toxinas pueden venir de muchas formas, desde los contaminantes a los que estamos expuestos diariamente, a los que produce nuestro propio cuerpo cuando reaccionamos ante situaciones estresantes y cambios en la vida, incluso los pensamientos pueden ser tóxicos si los dejas fertilizar. el tiempo suficiente para dominar tu mente.

A veces, todo lo que necesitas es una escapada de fin de semana para disfrutar de diferentes tratamientos relajantes para curar tu mente y cuerpo por igual.

Ciertas áreas del mundo son famosas por sus tratamientos generosos y versátiles, por lo que puedes ir a un spa en Vaucluse o a un santuario similar y descubrir las maravillas de sus masajes profesionales y tratamientos de acupresión.

Te sorprenderías de cuánta negatividad acumulada podría albergar tu cuerpo. Deberías otorgarle la oportunidad de desintoxicarse adecuadamente y liberar todo el estrés y la energía tóxica que has acumulado con el tiempo.

Deshazte de lo digital

Uno de los conceptos más esquivos de la vida moderna es encontrar el equilibrio en todo lo que hacemos.

Nos hemos acostumbrado a los extremos de todo, incluidas nuestras vidas digitales.

Si bien se ha vuelto normal para comunicarse y construir relaciones en línea y fuera de línea, la tecnología y los dispositivos literalmente han cambiado nuestras vidas más allá del reconocimiento.

Además de hacer las cosas más convenientes, también causan más estrés y desorden tan pronto como cruzamos esa delgada línea de equilibrio y moderación.

La mayoría de nosotros pasamos horas todos los días desplazando nuestro suministro de noticias de Facebook, así como examinando otras redes sociales, y comenzamos a saltar a cada notificación que aparece en el teléfono o la computadora.

Para restablecer el equilibrio y ayudar a tu cuerpo a limpiar adecuadamente, es mejor reducir su tiempo digital a la mitad, si no eliminarlo por completo por un período de tiempo limitado.

Desintoxicación cambiando a la interacción cara a cara y teniendo un horario designado para correo electrónico y correspondencia social. Este solo paso puede hacer maravillas para tu tranquilidad.

Ponerse activo

Al igual que con la meditación, hemos conocido los beneficios del ejercicio regular para nuestra salud durante años.

Sin embargo, esto no nos ha impedido dejar de lado este hábito por muchos otros hábitos menos beneficiosos y, por lo tanto, cambiar nuestras prioridades de manera más permanente. Es hora de volver a lo básico de la desintoxicación a través de la actividad física y hacer del ejercicio una parte regular de tu rutina diaria.

No es necesario que vayas al gimnasio siete días a la semana, pero desarrollar una mentalidad activa es un buen lugar para comenzar.

Caminar diariamente, trotar con tu perro o simplemente tomar las escaleras puede hacer un cambio significativo en tu actitud hacia el ejercicio.

Hacer ejercicio puede ser cualquier actividad que disfrutes, ya sea hacer breakdance, hacer yoga o levantar pesas, el objetivo es ayudar a tu cuerpo a mantenerse fuerte y resistente, y enfrentar desafíos y obstáculos en tus entrenamientos es la mejor manera de lograrlo.