Saltar al contenido

Guía rápida para invertir en una empresa si eres novato

Si eres un inversionista novato ten mucho cuidado, porque tu poca experiencia te llevará a cometer errores frecuentemente, y el problema es que te encuentras en una área de mayor riesgo, sobre todo si eres un fondo de capital semilla, pues no tienes certeza al 100% de qué tan exitosa será la startup en la que apuestas.

Por esta razón, te compartimos una lista de consejos para esquivar los errores más comunes que se cometen al invertir y que te permitirán ser más objetivo a la hora de eliegir una startup.

  1. Enfócate en el potencial del negocio, más que en el pitch
    Debes ver más allá de la inexperiencia del emprendedor para hablar en público; que no de un buen pitch no significa que no conozca su producto o servicio, que no tenga skills para crecer su startup o que no sea un buen emprendedor. Cualquier inversionista debe saber eso y no cometer el error de no apostarle a un emprendimiento por el hecho de estar nervioso y no de un pitch adecuado para la ocasión, debe ver la sustancia y la proyección de ese negocio.

Recuerda que para el emprendedor es una especie de prueba; quizá sea la única oportunidad de presentarte su proyecto y van con todo, pero la presión y los nervios lo pueden traicionar. No adoptes una posición de inquisidor y sumes más estrés a este panorama, permítele fluir para que te de la información necesaria y puedas tomar una decisión.

  1. Si es una startup que está de moda, analiza cuánto más puede durar
    El hecho de que una startup tenga un proyecto con una tendencia global, no significa que sea un mercado atractivo. Muchos inversionistas se vuelven “irracionales” a la hora de tomar una decisión, pues más allá de pensar en invertir en una startup por estar de moda, considera otro tipo de factores que se vuelven relevantes como su equipo, la idea, el modelo de negocio. Si la tendencia ya va de salida, es muy probable que el mercado ya la está acaparando.
  2. No llenes tu portafolio de startups zombies
    Una startup que se va a mantener viva y a flote, pero que no tendrá un crecimiento exponencial y no da para escalar, ni ser de alto impacto, entonces se convierte en un muerto andante. Una empresa con estas características a la larga se convertirá en un lastre para nuestro rendimiento. Recuerda que como General Partner de un fondo de riesgo, estás obligado a otorgar un retorno a tus respectivos inversionistas, por lo que tu misión es invertir en proyectos que aseguren alta proyección.
  3. Haz un buen Due Diligence
    El hacer mal un due diligence nos puede traer graves consecuencias, sobre todo porque es una de las pocas herramientas que tenemos para diagnosticar a una empresa que no tiene nisiquiera operaciones. Si no sabemos los datos adecuados, no podremos realizar una correcta valuación y por ende una buena inversión.

Un due dulligence reduce el riesgo en un esquema de por sí ya incierto, ya que las startups manejan mucha incertidumbre por el nivel de maduración en el que se encuentren o por su recién incorporación en el mercado.

Será importante una investigación formal a la que deben someterse antes de cualquier operación y que ofrece una radiografía completa de la empresa, pudiendo detectar así sus puntos fuertes y débiles. Por más que nos inspire confianza el emprendedor, los negocios son los negocios y se deben de realizar los procedimientos necesarios para evitar futuras pérdidas.

  1. Evalúa claramente el retorno de inversión
    Hace poco alguien nos mencionó que, por un lado, le llamaba mucho la atención el ecosistema de startups, pero que siempre trataba de apostarle a empresas que le dieran certeza. Esto es contradictorio si de startups hablamos, porque la creación de un producto o servicio se crea bajo condiciones de incertidumbre extrema, su crecimiento depende de muchos factores en el camino, más aún las empresas de etapas tempranas, donde su crecimiento dependerá del levantamiento de otros fondos de inversión.

Esto no significa que no deberías apostarles, sino todo lo contrario. Una startup exitosa te dará altos rendimientos, pero debes de tener claridad que a la hora de apostarle a una empresa de este perfil, te sujetas a un nivel de mayor incertidumbre. No esperes tener resultados económicos de forma inmediata, de lo contrario te llevarás una gran decepción.

Te sugerimos que tengas conocimiento claro de en dónde le estás apostando. No cometas el error de fijarte exclusivamente en la tasa de rendimiento, lo más importante es conocer los unit economics.

Te recomendamos: Los errores recurrentes de los fundadores de startups.
Son innumerables los errores que cometemos como fondos de capital, aprendemos en el camino de la experiencia, pero conocer la naturaleza del ecosistema del emprendimiento nos ha permitido reducir el riesgo y entender las expectativas. Deberás estar preparado para ello y mostrarte como la mejor opción de credibilidad, experiencia y confianza, ya que una startup no sólo te verán como inversor, sino como mentor y/o socio. En G2 Momentum Capital sabemos que esta es una relación en donde la premisa básica es la confianza y seguridad entre ambas partes para lograr un éxito en común.